Entrevista swissinfo: Norma Domínguez, Buenos Aires
Identidad, nacionalismo, violencia, familia, hinchada, racismo y democracia son algunas de las palabras que resuenan en vísperas de un campeonato de fútbol.
¿Qué debe esperarse para cuando las estrellas del balompié den el puntapié inicial de la Eurocopa 2008?
El sociólogo argentino y experto en culturas populares, Pablo Alabarces, traza un análisis exclusivo para swissinfo. Entrevista.

swissinfo: ¿Qué pasa en una sociedad cuando hay un campeonato de fútbol tan importante como la Eurocopa? ¿Es similar a lo que sucede con la Copa América, por ejemplo?
Pablo Alabarces: La Eurocopa concentra mucha más fuerza simbólica. Tiene que ver con que tiene un proceso de clasificación muy complejo donde compiten muchos países y son pocos los que se clasifican, apenas 16.

Es infinitamente más atractiva que una Copa América porque participan los ‘mejores fútboles’ del mundo y porque al ser cada cuatro años la atención se concentra en ese momento.

swissinfo: ¿Cuánto hay de verdad en que este tipo de eventos concentra también la ‘atención nacionalista’?
P.A.: Desde hace bastante tiempo el eje de la atención identitaria en el fútbol internacional está más puesto sobre los fenómenos locales y regionales que sobre las cuestiones nacionales.

En Italia, por ejemplo, son más interesantes las disputas norte-sur entre ciudades o regiones que la selección italiana. En Gran Bretaña está el caso escocés, donde algunos colegas lo han calificado como el ‘patriotismo de los 90 minutos’, o un patriotismo explotado solamente en el momento del partido.

En España, los hinchas alientan a la selección pero en realidad están mucho más preocupados por la polémica entre vascos, catalanes y valencianos, o gallegos y asturianos.

| Ver entrevista completa